¿Cómo espantaban a las brujas y a los malos espíritus en las iglesias medievales?

Los trabajadores de la empresa HS2, encargada de la construcción de un tren de alta velocidad que tiene que conectar Londres con el norte de Inglaterra y Escocia, probablemente no sabían lo que acababan de descubrir. Durante las tareas de preparación de unos terrenos cerca del pueblo de Stoke Mandeville, en el condado de Buckinghamshire, desenterraron una antigua iglesia con unas peculiares marcas.

Cuando los arqueólogos acudieron al lugar a analizar los restos, quizás a más de uno le vino a la cabeza alguna escena de la película Poltergeist -sí, aquella de la casa construida sobre un antiguo cementerio indio. En la derruida parroquia de St. Mary había dos piedras con señales para atrapar a los espíritus malignos en un laberinto sin fin.

Norte de Inglaterra

La empresa HS2 está encargada de la construcción de un tren de alta velocidad entre Londres y Escocia

A estos sellos se los conoce como “marcas de brujas” y se componen de un agujero central del que parte una serie de líneas que acaban formando un círculo. Estos “grafitis medievales” no son exclusivos de esta iglesia. Los investigadores han encontrado varios ejemplos en toda Gran Bretaña tanto en templos religiosos como en casas particulares y, a veces, incluso en muebles.

Los especialistas al principio dudaron del significado de las marcas porque se asemejan a los relojes de sol, utilizados por la iglesia para dividir el día entre las oraciones de la mañana, mediodía y tarde. Estas herramientas, sin embargo, generalmente se encuentran cerca de la puerta sur de la iglesia, ya que es una posición más adecuada para recibir los rayos solares.

La piedra donde se encontró la marca estaba al nivel del suelo, lo que descarta que el símbolo fuera un reloj solar
La piedra donde se encontró la marca estaba al nivel del suelo, lo que descarta que el símbolo fuera un reloj solar (HS2)

Las “marcas de bruja” de St. Mary se hallaron en la parte baja del contrafuerte oeste, en una piedra ubicada cerca del nivel del suelo, lo que indica que no habría servido para nada como reloj de sol. Eso es lo que ha permitido plantear que el símbolo estuviera allí para alejar a los espíritus malignos (aunque tampoco se puede descartar que fuera una pieza reubicada).

“Descubrimientos de este tipo han abierto intensas discusiones sobre su propósito y uso, ofreciendo una visión fascinante del pasado”, ha señalado el arqueólogo Michael Court. Él y su equipo excavaron toda la iglesia y deconstruir cuidadosamente los restos que quedaban intactos bajo el suelo, algo que no se había hecho en Gran Bretaña desde la década de 1970.

En una piedra

Las “marcas de bruja” de St. Mary se hallaron en la parte baja del contrafuerte oeste, al nivel del suelo

La antigua parroquia fue construida alrededor del año 1070, poco después de la conquista normanda, como capilla para una casa señorial ubicada a las afueras del pueblo Stoke Mandeville. Los expertos especulan que, al principio, era de uso privado para el señor de la mansión.

Con el tiempo, se amplió y se añadió un pasillo en la década de 1340. “Estas nuevas partes parecen indicar una transición de una capilla utilizada para la oración privada a una iglesia que fue utilizada por los aldeanos locales”, apuntan los arqueólogos. Siglos después, en 1866, el espacio fue reemplazado por un nuevo templo edificado más cerca del núcleo urbano.

Reconstrucción de la parroquia hecha con un ordenador
Reconstrucción de la parroquia hecha con un ordenador (HS2)

Aunque se sabía que la iglesia de St. Mary había sido derribada en el siglo XIX, el método y el alcance de la demolición no se habían registrado. Por eso fue una sorpresa descubrir que debajo de los escombros, parte de la parroquia sobrevivió, con paredes intactas de 1,5 metros de alto.

El trabajo para desmantelar y excavar la iglesia continuará en 2021 y los investigadores esperan poder responder muchas más preguntas sobre el espacio y su arquitectura, incluido el misterio de si puede haber una iglesia sajona en los estratos inferiores.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *