El presidente del Teatro Real: "Algunos espectadores querían que no se celebrara la función"

Gregorio Marañón recuerda que la norma no exige una distancia mínima sino un aforo limitado, condición que se cumplió el domingo en la representación de…

Gregorio Marañón, el presidente del patronato del Teatro Real, ha comparecido ante los medios de comunicación para defender las medidas de seguridad implementadas en la representación de Un ballo in maschera, que ayer fue interrumpida por las protestas de un grupo de espectadores del anfiteatro que denunciaron el hacinamiento en sus gradas, las más baratas de la sala.

El principal argumento del Teatro Real es que sus normas de seguridad respetaban la actual normativa vigente. El aforo de la sala estaba reducido al 50% (905 entradas de 1.800 disponibles), pese a que la norma permite llevar el aforo al 75%. La norma, asegura Marañón, habla del aforo y de la obligatoriedad de llevar mascarilla, pero no exige una distancia mínima entre las personas.

«No hay un problema de lucha de clases en el Teatro Real», ha dicho Marañón, en respuesta a la alarma social que han despertado algunas fotografías de la representación frustrada de ayer, con el gallinero rebosante y el patio de butacas razonablemente despejado. «La fila en la que yo estaba sentado [en el patio de butacas] estaba llena, la de detrás también y en la de delante quedaban dos butacas vacías».

Entonces, ¿por qué el escándalo? Marañón fue preguntado por una supuesta mano negra que hubiese orquestado las protestas. «No me interesa saber las razones… La condición humana es muy plural», contestó el presidente de la Fundación del Prado, que habló de la sorpresa que le causó descubrir que algunos espectadores «siguieron vociferando» pese a que se les había ofrecido la reubicación o la devolución de las entradas. «Es como si no quisieran que la representación se desarrollase».

El miércoles habrá una nueva representación de Ballo in maschera en el Real. Las entradas están ya vendidas. «Haremos lo posible para que todo el mundo se sienta seguro».


Conforme a los criterios deThe Trust Project

Saber más

MúsicaAnna Netrebko, hospitalizada con neumonía tras contraer Covid-19
OcioLa pandemia en 8 bits: el videojuego andaluz para Spectrum que homenajea a Bergman y Von Sydow
ÍdolosPol Granch: "Que vengan los hates y me odien, yo voy a estar al pie del cañón"

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *