El proyecto para cubrir una plaza remodelada por Álvaro Siza desata la polémica en Portugal

Corresponsal en Lisboa Actualizado: Guardar

Enviar noticia por correo electrónico

Álvaro Siza está indignado con el Ayuntamiento de Viseu (Portugal) y, a su alrededor, la polémica urbanística no deja de crecer después de realizar el proyecto de remodelación de la Plaza del 2 de Mayo de la localidad lusa, situada a 225 kilómetros de Salamanca y muy cercana al triángulo formado por Oporto-Aveiro-Coimbra.

El Premio Nacional de Arquitectura 2020 (era la primera vez que lo ganaba un profesional no español al considerar que planes de trabajo suyos como el del ‘nuevo’ Paseo del Prado le hacían merecedor de la distinción cultural) ya vio materializado su diseño en el municipio donde nació Joao Félix, la estrella del Atlético de Madrid. Pero ahora la Corporación pretende ‘completarlo’ encargando una cobertura acristalada y metálica para tapar la citada plaza, toda vez que el viento y la lluvia suelen hacer acto de presencia en otoño, invierno y parte de la primavera.

Una historia de desencuentro

Siza recibió una propuesta del área de Urbanismo para efectuar él mismo el añadido. Fue entonces cuando arrancó esta historia de desencuentro porque el arquitecto portuense (natural del barrio de Matosinhos) se quedó estupefacto ante semejante «osadía que desvirtúa el espacio», según sus propias palabras.

Peor aún, pues el alcalde de Viseu, el conservador Antonio Almeida Henriques, optó por obviar sus protestas y buscar otro estudio donde los profesionales no pusieran objeciones… Con un coste de cuatro millones de euros para las arcas públicas.

Don Álvaro, como llaman sus alumnos de Oporto al ganador del Premio Pritzker en 1992, presentó su bosquejo en compañía de uno de sus colaboradores más fieles, Antonio Madureira, pero ninguno de los dos podía imaginar que se verían envueltos en una controversia de este calibre.

Tanto es así que ha surgido un movimiento ciudadano para defender la integridad artística de Siza y su compañero. La iniciativa incluye a arquitectos, historiadores o expertos en gestión y en patrimonio, que han unido sus fuerzas en un manifiesto articulado como una ‘carta abierta’ a Almeida Henriques con el objetivo de exigir la paralización inmediata de la obra que «destruirá el diseño original».

Propuesta del Ayuntamiento de Viseu para porticar la Plaza del 2 de Mayo, de Siza

«Situada en el centro de la ciudad de Viseu, entre el atrio de la catedral y el Rossío, la Plaza del 2 de Mayo (que albergó durante más de un siglo el mercado central de la ciudad) fue transformada en los años noventa en un espacio abierto a la ciudad a través de un proyecto de los arquitectos Álvaro Siza y Antonio Madureira», señala el texto emitido antes de continuar: «El Ayuntamiento solicitó con posterioridad la cobertura parcial de la plaza, pero Siza se negó a ejecutarla. En su lugar, se propone ahora otro proyecto de cobertura, que no respeta el trabajo autoral en vigor». Y prosigue añadiendo más leña al fuego: «Se trata de un atentado patrimonial que el Ayuntamiento de Viseu está cerca de cometer en la ciudad».

Entre los firmantes de la protesta, figuran otro galardonado con el Pritzker, Eduardo Souto de Moura (lo consiguió en 2011), y varios arquitectos portugueses de primer nivel, como Joao Luis Carrilho da Graça o Manuel Aires Mateus, además del presidente de la Trienal de Lisboa, José Mateus.

Suma y sigue

«Creo que es una barbaridad cubrir una plaza de un centro histórico tan denso como el de Viseu», ha declarado el propio Álvaro Siza. Unas palabras que abanderan la revuelta de sus colegas y colocan a la Corporación de la capital de la región de Beira Alta entre la espada y la pared.

Estamos ante un salto en el tipo de controversia de raíz artística en la zona, pues hasta ahora era Oporto (a 80 kilómetros de Viseu) la que «lideraba» la lista de la polémica. Así, hace poco más de un año la escultura pública A Linha de Mar (La Línea del Mar), de Pedro Cabrita Reis, apareció vandalizada en la zona de Leça da Palmeira, justo después de desatarse una agria polémica en el Ayuntamiento por el desembolso de 307.000 euros realizado a cuenta del presupuesto municipal.

Siza, en una imagen de archivo
Siza, en una imagen de archivo – Maya Balanya

«Una vergüenza», «Con nuestros impuestos» o «300.000 euros» se podía leer en unas pintadas ante la pieza del creador lisboeta, diseñada para su ubicación permanente en el lugar conocido como Farol da Boa Nova.

«Todo el mundo sabe que el arte contemporáneo desata discusión y divergencias», destacó un portavoz oficial, después de que otra obra de Juliao Sarmento pasara por el mismo calvario.

Hoy, sin embargo, el revuelo alrededor de Álvaro Siza presenta unas características distintas y hace que, desde algunos sectores del universo luso de la arquitectura, se idealice el respeto que se le ha mostrado en España en todo momento, tal cual refleja la concesión del Premio Nacional. Solo la férrea solidaridad mostrada por sus coetáneos le reconcilian con el savoir faire en la patria del fado, porque de otro modo ya hay quien apunta que hasta se podría plantear seguir el mismo camino que José Saramago cuando abandonó Portugal para instalarse en Lanzarote.

Ver los comentarios

https://www.abc.es/cultura/cultural/abci-proyecto-para-cubrir-plaza-remodelada-alvaro-siza-desata-polemica-portugal-202102261213_noticia.html

https://www.abc.es/cultura/cultural/abci-proyecto-para-cubrir-plaza-remodelada-alvaro-siza-desata-polemica-portugal-202102261213_noticia.html

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *