La afición a la arqueología de los búlgaros del Neolítico

¿Qué hace falta para convertirse en un arqueólogo? Siendo reduccionistas, la respuesta se podría centrar en el interés por el pasado, por descubrir la historia a través de objetos y otras evidencias. En esa definición faltarían muchas cuestiones importantes como, por ejemplo, ser capaz de aplicar el método científico para verificar la autenticidad de los restos encontrados. Y aún así, no hay nada más importante que la pasión por la antigüedad.

Con este concepto más o menos claro, trasladémonos ahora a Bulgaria. Concretamente, al poblado neolítico de Ohoden, cerca de la ciudad de Vratsa, en el noroeste del país. En ese asentamiento, fundado hace unos 9.000 años, desarrollaron un especial atracción por los artículos remotos, como demuestra el fósil de un erizo de mar de hace 40 millones de años que esta comunidad de agricultores prehistóricos de la cultura de Vinča, una de las más tempranas de Europa, encontraron y conservaron entre sus pertenencias.

Historia

La cultura de Vinča es una de las más tempranas de Europa y sus miembros fueron unos adelantados a su tiempo

Los miembros de esta civilización de la península de los Balcanes fueron unos adelantados a su tiempo. Construyeron la que podría ser la ciudad más antigua de Europa y desarrollaron algunas de las primeras formas de escritura pre-alfabética que quedó reflejada en las conocidas Tablas de Gradeshnitsa.

“Resulta que el sitio tiene una capa incluso anterior a lo que se creía, que data de hace unos 9.000 años, al final de período Mesolítico”, explica en un comunicado Georgi Ganetsovski, de Museo Regional de Historia de Vratsa. “Esto nos brinda la rara oportunidad de rastrear el momento clave de la transición de la caza y la recolección a la vida sedentaria y la agricultura”, añade.

Una de las hojas de obsidiana encontradas en Valoga
Una de las hojas de obsidiana encontradas en Valoga (BTA)

Las recientes excavaciones en el sitio, conocido como “Valoga” y que ha resultado ser unos 1.000 años más antiguo de lo que se creía, según revela el nuevo análisis de radiocarbono de un altar con enormes cuernos de alce descubierto en 2011, han permitido encontrar también unas hojas de obsidiana (vidrio volcánico) procedentes de las montañas de los Cárpatos occidentales, más allá del río Danubio, en la actual Rumanía, a unos 400 kilómetros del lugar.

Además, se ha estudiado una vivienda del Neolítico temprano que cubre una parcela de 30 metros cuadrados y desenterraron fragmentos de cerámica y herramientas de piedra, pedernal y hueso. Otro de los asombrosos hallazgos es un microlito trapezoidal, una pequeña herramienta de piedra que tiene unos retoques tan finos que hoy en día se necesitiaría una lupa para hacerlos.

El erizo pertenecía a una especie que habitó el territorio de la actual Bulgaria hace unos 40 millones de años
El erizo pertenecía a una especie que habitó el territorio de la actual Bulgaria hace unos 40 millones de años (BTA)

Y, aún así, el elemento más interesante halado en Ohoden es el erizo fosilizado perteneciente a una especie que habitó el territorio de la actual Bulgaria hace unos 40 millones de años. El fósil fue descubierto dentro de dos grandes pozos que datan del Neolítico, lo que ha levado a los investigadores a concluir que alguien lo descubrió en plena prehistoria , le gustó y decidió conservarlo.

“Tenemos razones para creer que estos antiguos agricultores tenían tanta curiosidad e interés por el medio ambiente y los restos de épocas aún más antiguas que lo mantuvieron” como una preciada posesión, dice Ganetsovski. “No sería de extrañar que la recolección [de fósiles por parte de los humanos] se remonte a ese entonces”, comenta.

El sitio de Valoga-Ohoden consta de casas, una necrópolis y un templo de la fertilidad y el sol que podría ser el lugar de culto solar más antiguo conocido. Los hallazgos indican que la península de los Balcanes fue el centro de una civilización prehistórica que se extendió al resto de Europa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *