Manifestantes toman las calles de Filadelfia tras la muerte a tiros de un afroamericano a manos de la policía

Manifestantes se enfrentan contra la policía en Filadelfia.

La actuación de la policía vuelve a encender las calles de Filadelfia (Pensilvania). Centenares de personas salieron a protestar este lunes después de que dos agentes dispararon y mataron al afroamericano Walter Wallace, de 27 años, mientras sostenía un cuchillo. Las imágenes fueron grabadas por un transeúnte y permiten escuchar cómo los agentes le pidieron a Wallace que soltara el arma y la casi decena de disparos que le propinaron al no cumplir con la orden. El joven fue trasladado al hospital y murió por las heridas de bala. La indignación por lo ocurrido desencadenó protestas y saqueos, que acabaron con una treintena de detenidos y otra treintena de agentes de la policía heridos.

“Los agentes que respondieron a la llamada vieron a un hombre en la calle. Inmediatamente se dieron cuenta de que tenía un cuchillo en su poder y lo blandía erráticamente”, ha informado el sargento de policía de Filadelfia, Eric Gripp, a la cadena KYW. Las autoridades dijeron que los agentes implicados llevaban cámaras corporales. El alcalde y el comisionado de policía revisaron esas imágenes, que no se han hecho públicas porque son parte de una investigación en curso. Sin embargo, un civil que presenció y grabó lo ocurrido desde el interior de su coche ha compartido un vídeo por las redes sociales.

El alcalde demócrata, Jim Kenny, ha dicho en un comunicado que el vídeo arroja “preguntas difíciles que deben ser contestadas”. La policía, por su parte, ha asegurado que ya están trabajando con la Oficina del Fiscal de Distrito de Filadelfia en una investigación sobre el suceso, y que han escuchado “la rabia de la comunidad”. Los dos agentes involucrados en el tiroteo fueron designados a trabajos administrativos mientras esperan el resultado de la pesquisa. El sindicato que representa a los policías defendió que los dos agentes estaban “haciendo su trabajo” y le pidió a la gente que “tenga paciencia” mientras se recopilan los detalles de lo sucedido.

En un año marcado por las manifestaciones contra la brutalidad policial hacia los afroamericanos y a solo una semana de las elecciones presidenciales, la tensión vuelve a apoderarse de las calles. Esta vez, de Pensilvania, un Estado clave en los comicios. Por la noche del lunes algunos manifestantes saquearon negocios ubicados al este de la ciudad, cerca de donde dispararon a Wallace. Los agentes informaron de que cinco vehículos policiales y un coche de bomberos fueron vandalizados. Las protestas acabaron con más de 30 detenidos que podrían enfrentar cargos por disturbios, asalto a la policía y saqueos. Una camioneta arrolló a un oficial, que fue trasladado al hospital con una pierna rota y otras lesiones.

Suscríbase aquí a la newsletter sobre las elecciones en Estados Unidos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *