Muere la actriz Montserrat Carulla a los 90 años

La actriz Montserrat Carulla, una de las más queridas de la escena y de la televisión catalanas, ha fallecido esta mañana en Barcelona a los 90 años. La gran dama del teatro catalán, popular gracias a series como Secrets de família, Laberint d’ombres o El cor de la ciutat, y madre de la actriz Vicky Peña y del dramaturgo Roger Peña Carulla, ha muerto acompañada de su marido.

Vicky Peña explica que estos meses de pandemia en los que no ha podido salir a realizar su paseo diario por Rambla de Catalunya fueron desgastando a su madre y en los últimos dos meses sufrió un bajón importante. “Hacía tiempo que sufría problemas de corazón, pero aún así todavía anteayer salió a dar un paseo con su carácter y su energía habituales, tal como era”, relata.

“Ha estado rodeada de cariño, bien atendida y estamos aturdidos aún por el golpe, porque llegábamos para acompañarla esta mañana a unas pruebas médicas y nos hemos encontrado que ya no estaba”, señala la actriz con enorme tristeza.

La actriz Montserrat Carulla
La actriz Montserrat Carulla (Roser Vilallonga)

“Era una mujer muy querida –prosigue Vicky Peña– y nos consta que ha tenido una vida preciosa, fantástica, haciendo su profesión de una manera extraordinaria y disfrutándola mucho. Ha tenido amigos, la familia siempre al lado, como madre nos quería y nos protegía mucho. La sociedad catalana la ha querido como la abuela de Catalunya, como mujer de teatro, como mujer que ha luchado por sus ideas. Creemos que ha sido muy feliz y querida. Dentro de la tristeza, creemos que ha tenido una vida plena”.

Las actrices Montserrat Carulla y Vicky peña, madre e hija, dando el pregón de La Mercè del 2009
Las actrices Montserrat Carulla y Vicky peña, madre e hija, dando el pregón de La Mercè del 2009 (Laura Guerrero)

Nacida en Barcelona el 19 de septiembre de 1930, Montserrat Carulla comenzó en el teatro amateur y en los cincuenta y sesenta llegaría al teatro Romea con unos ‘Pastorets’ y con obras como ‘Soparem a casa’, de Josep Maria de Segarra. Después vendrían ‘El fiscal Recasens’ o la adaptación de ‘Romeo i Julieta’ del propio Sagarra. Sería el inicio de un trayectoria que la llevaría a Madrid un par de temporadas, para volver a Barcelona y consolidarse con montajes teatrales como ‘La filla del mar’ de Guimerà, el ‘Pigmalió’ de Bernard Shaw –la obra que más satisfacción le reportó–, ‘La viuda trapella’ de Goldoni o la ‘Primera història d’Esther’ de Espriu. Ya en los 90 llegarían las exitosas puestas en escena dirigidas por su yerno Mario Gas, como ‘El temps i els Conway’, ‘Guys & Dolls’, ‘La reina de la Bellesa de Leenane’ y ‘A Little Night Music’.

En su última etapa teatral trabajó repetidamente con Joan Ollé en montajes como ‘La plaça del Diamant’, ‘El quadern gris’ o ‘El jardí dels cinc arbres’, y se quiso retirar de los escenarios a partir del 2014 con una obra de su hijo Roger Peña, ‘Iaia!’, interpretada junto a su nieto Aleix.

La actriz Montserrat Carulla en 'Iaia' con Vicky Luengo en el 2013
La actriz Montserrat Carulla en ‘Iaia’ con Vicky Luengo en el 2013 (Teatro Romea)

Fue una larga gira porque desde los noventa se había convertido ya en uno de los rostros más queridos y conocidos del público catalán gracias a televisión. Si en los setenta había actuado en ‘La saga dels Rius’ en Televisión Española, en TV3 se convirtió en un rostro imprescindible desde ‘Secrets de família’ y hasta ‘La Riera’.

Una imagen de la despedida de Montserrat Carulla de los escenariosen el teatro Romea en 2014  junto a su hijo Roger Peña
Una imagen de la despedida de Montserrat Carulla de los escenariosen el teatro Romea en 2014 junto a su hijo Roger Peña (Roser Vilallonga)

En el año 2013, en el que publicó sus memorias, ‘El record és un pont al passat’, recibió el reconocimiento del mundo del cine. Comenzó actuando en la mítica ‘Surcos’ de Juan Antonio Nieves Conde en 1951 y pasaría por ‘Cambio de sexo’ de Vicente Aranda, ‘El vicari d’Olot’ de Ventura Pons o ‘El orfanato’ de Bayona. La Acadèmia del Cinema Català le entregó el premio Gaudí d’Honor, que recibió señalando: “Soy Montserrat Carulla, actriz, catalana e independentista. Mi independentismo no va contra nadie. Admiro la lengua y la cultura del pueblo español. La quiero al lado, como amiga, en libertad”. Figuraría como número 81 en las listas de Junts pel Sí y protagonizaría una polémica al decir que Franco había enviado trenes de emigrantes en los años sesenta para diluir la identidad catalana.

El director artístico del TNC, Xavier Albertí, ha afirmado que fue “una actriz insuperable y única, de un rigor extraordinario, y una persona de un gran compromiso y sabiduría que decía el verso como pocas personas lo han sabido decir en este país. Esta pérdida nos costará mucho de aceptar y digerir. Nos ha regalado una de las lecciones de vida más profundas de compromiso ideológico con su trabajo como actriz entendido como un instrumento de construcción y transformación de la sociedad”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *