Nuevos estudios revelan que hay partes del «Salvator Mundi» que no pintó Leonardo

«Salvator Mundi», atribuido a Leonardo – ABC

Nuevos estudios revelan que hay partes del «Salvator Mundi» que no pintó Leonardo

Se cree que el maestro concibió la cabeza y los hombros, pero que los brazos y las manos fueron añadidos posteriormente por algún discípulo

Madrid Actualizado: Guardar

Enviar noticia por correo electrónico

Dos nuevos estudios del «Salvator Mundi», atribuido a Leonardo da Vinci -vendido por 450 millones de dólares en una subasta celebrada en Christie’s Nueva York en 2017 y adquirido por el Príncipe heredero saudí Mohammed bin Salman-, sugieren que originalmente fue concebido como la cabeza y los hombros, pero que las manos y los brazos fueron agregados más adelante, según publica «The Art Newspaper». El elemento más característico de un Salvator Mundi, la imagen arquetípica de Cristo como Salvador del Mundo, es la mano derecha de Cristo levantada en bendición. La mano izquierda sosteniendo un orbe completa la imagen, que estuvo de moda en el noreste de Italia desde 1500.

Por un lado, expertos del Louvre realizaron un examen del cuadro, cuando el Ministerio de Cultura de Arabia Saudí permitió un análisis científico detallado en 2018. Por otro, un informático y un historiador del arte hicieron otro estudio, que acaba de ser aceptado para su publicación en la revista «Leonardo», de The MIT Press, cuyos hallazgos van aún más allá en sus conclusiones: el brazo y la mano de la bendición no fueron pintados por Da Vinci.

Los resultados del análisis del Louvre no han sido objeto de escrutinio público: aparecen en un libro de finales de 2019, cuya publicación fue cancelada cuando se rechazó el préstamo del cuadro a la exposición conmemorativa del 500 aniversario de la muerte de Leonardo en el museo parisino. «The Art Newspaper» reveló la existencia de copias extraviadas del libro el año pasado y ahora ha tenido acceso a una de ellas. En el prefacio del libro, el presidente del Louvre, Jean-Luc Martinez, apoya plenamente la atribución a Leonardo.

Dianne Modestini, restauradora que trabajó en el «Salvator Mundi» antes de su venta en Christie’s, sugiere que la cabeza y la mano que bendice pertenecen a la misma etapa evolutiva del cuadro. Sin embargo, los conservadores y restauradores del Louvre -Vincent Delieuvin, Myriam Eveno y Elisabeth Ravaud- parecen contradecir el punto de vista de Modestini. Afirman que, debido a que la parte superior de la mano que bendice está pintada directamente sobre el fondo negro, a diferencia del resto del cuadro, esto «prueba que Leonardo no lo había previsto al inicio de la ejecución pictórica». Este área más oscura detrás de la mano fue incluida en el libro «El último Leonardo», de Ben Lewis, en 2019.

El análisis del Louvre de 2018 concluye que el cuadro evolucionó lentamente y que Leonardo pudo haber agregado el brazo y la mano de la bendición después de un lapso de tiempo. La comparación con la Mona Lisa y las teorías sobre las cuatro fases de ejecución de esa pintura ayudan a respaldar esta opinión. Los expertos del Louvre se preguntan, por tanto, «si no hubo un proyecto inicial más hierático, o quizás no apareció ninguna mano». Creen, sin embargo, que esta modificación «sustancial» ocurrió lo suficientemente temprano en el proceso para que Leonardo posteriormente aplicara otras capas al fondo negro que lo rodeaba.

El libro del Louvre también plantea preguntas sobre la mano izquierda que sostiene el orbe. Refuta la afirmación de que el orbe está hecho de cristal de roca, lo que, para algunos, es un elemento clave en la atribución a Leonardo. Para el equipo del Louvre, las pequeñas formas circulares en la base inferior del orbe representan de manera convincente burbujas de aire aprisionadas en vidrio. También comentan que el globo tiene un contorno doble y que los dedos de la mano estaban originalmente en una posición más alta (como señaló Modestini).

Un magnífico «Salvator Mundi» recientemente restaurado, que data de alrededor de 1508 a 1513, en San Domenico Maggiore, en Nápoles, que Modestini cree que podría ser obra de Salai, alumno de Leonardo, muestra la mano del orbe en una posición más alta, lo que sugiere que precedió cronológicamente a la etapa tardía. Es el cuadro robado y hallado recientemente.

Mientras tanto, paralelamente al análisis del Louvre, el científico informático Steven Frank y el historiador de arte Andrea Frank, que utilizan redes neuronales para arrojar luz sobre falsificaciones y atribuciones controvertidas, decidieron centrar su atención en el «Salvator Mundi» de Leonardo. Sus hallazgos pronto se publicarán en la revista «Leonardo». Concluyeron que era muy probable que la cabeza y la parte superior de la figura hubieran sido pintadas por el propio Leonardo, pero que el maestro no habría ejecutado en absoluto la mano y el brazo de la bendición; tampoco la mano izquierda con el orbe.

Por otra parte, el especialista en Leonardo Frank Zöllner, que siempre ha creído que la tez pálida y cerosa de la mano que bendice socava cualquier atribución sin reservas a Leonardo, ofreció una nueva teoría en un artículo publicado en 2020. Propuso que Leonardo podría haber comenzado la composición y luego perdió interés. Esto, dice Zöllner, está respaldado por el hecho de que el «Salvator Mundi» desconcertantemente no tenga barba (a diferencia de todas las copias conocidas), que los pliegues de las cortinas estén mal delineados… Posiblemente, la pintura fue terminada por uno de los alumnos de Leonardo, colaboradores o seguidores.

Ver los comentarios

https://www.abc.es/cultura/arte/abci-nuevos-estudios-revelan-partes-salvator-mundi-no-pinto-leonardo-202101261843_noticia.html

https://www.abc.es/cultura/arte/abci-nuevos-estudios-revelan-partes-salvator-mundi-no-pinto-leonardo-202101261843_noticia.html

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *