Segundo cierre de la cultura: lo que se suspende y lo que sigue

Abatimiento y resignación en el sector cultural tras el anuncio ayer del segundo cierre cultural por la pandemia. Teatros, cines y salas de conciertos deberán bajar sus persianas durante 15 días desde hoy por decisión de la Generalitat para tratar de aplanar la desbocada curva de la covid-19. Sólo se salvan los museos, que deberán abrir a un tercio del aforo, aunque, eso sí, caerá la Nit dels Museus.

Se trata, definió el vicepresidente Pere Aragonès, de un “paro social de país”, y esta vez, eso sí, el cierre llega acompañado de medidas de ayuda, de dinero para las empresas afectadas, que en el sector cultural llevan siete meses literalmente machacadas. El Departament de Cultura ha logrado una vía de ayuda de 17,2 millones de euros para que el sector pueda hacer frente al mes de noviembre.

Planes de contingencia

Las salas, por su parte, más allá del abatimiento y de la puesta en marcha en muchos casos de nuevos Ertes, no se van a quedar quietas. Muchas instituciones públicas, tanto teatros como auditorios, ya tenían planes de contingencia ante un posible cierre y van a poder emitir contenidos online de mayor calidad que lo que voluntariosamente ofrecieron en marzo ante el confinamiento. El Liceu, que cerrará hasta el 24 de noviembre, pondrá a disposición del público la grabación de Don Giovanni en YouTube el 8 de noviembre (17 h). El festival Temporada Alta o el TNC también emitirán montajes y L’Auditori conciertos en directo, grabados sin público, a través de su nueva plataforma L’Auditori Digital.

Ensayo en el Liceu de 'Don Giovanni'
Ensayo en el Liceu de ‘Don Giovanni’ (Llibert Teixidó)

Teatro

Un golpe muy duro, pero con ayudas

El sector de las artes escénicas tenía bastante asumido que podía llegar un nuevo cierre cultural, después de la montaña rusa de noticias de estos días, pero está desanimado tras el gran esfuerzo que realizó el domingo para conseguir una hora más en el toque de queda que permitiera sobrevivir a los espectáculos. El productor Jordi Sellas cuenta que en los tres días siguientes han estado telefoneando y enviando emails a 3.000 espectadores del musical La jaula de las locas para cambiar las horas de sus entradas, un trabajo al final inútil. “Es un golpe que nos deja al límite”, concluye.

Isabel Vidal, presidenta de Adetca, la asociación de empresas teatrales de Catalunya, reconoce que “esta vez no se ha tomado la cultura como lo primero a cerrar, se ha luchado por no hacerlo”, pero aun así admite que ha sido “un golpe muy duro, porque ahora toca hablar con los trabajadores y artistas y en el mejor de los casos protegerlos con ertes”. Eso sí, valora que por primera vez un cierre vaya acompañado de ayuda a los afectados: “Hay un plan de rescate para la cultura en noviembre de 17,2 millones, espero que sea ágil”. Aún así, cree que “los teatros somos parte de la solución, si la gente ha de hacer cosas, mejor que las hagan en espacios seguros”. Y confía en que sean “15 días porque estos meses son nuestra temporada alta y porque tras los solo dos meses que llevamos abiertos hay gente que ha producido espectáculos nuevos y arriesgado dinero”. Como el regreso al Poliorama de El mètode Grönholm. Aunque los casos más sangrantes son el estreno ayer en el TNC de La dona trencada, que sólo puede ofrecer esa función, y El quadern daurat en el Lliure: lo sacó del escenario el primer confinamiento y ahora el segundo.

Los primeros espectadores que asisieron ayer al estreno de 'La dona trencada' en el TNC
Los primeros espectadores que asisieron ayer al estreno de ‘La dona trencada’ en el TNC (Llibert Teixidó)

El director del festival Temporada Alta de Girona, Salvador Sunyer, explica que intentan recolocar en lo que queda de festival los espectáculos de los próximos 15 días, como el de Carmen Machi. Y, sobre todo, ampliar la oferta de espectáculos digitales: seguirán celebrando el Torneo de Dramaturgia a puerta cerrada y lo emitirán online, y también espectáculos como los de El Pot Petit o Turba, que se estrenaba hoy. “Sobre todo intentaremos que los actores y compañías sigan cobrando”, subraya.

Clásica y ópera

Los cierres más largos

El Palau de la Música anuncia que cerrará sus puertas un mes, hasta el 30 de noviembre, porque administrativamente les simplifica las cosas. Tratarán de recolocar los conciertos y valoran emitir alguno en streaming sin público por su plataforma Palau Digital. Eso sí, aún se podrá visitar el Palau pero a un tercio del aforo habitual.

El Liceu igualmente anuncia el cierre hasta el 24 de noviembre y caerá su Don Giovanni –que emitirán en YouTube–, el Malandain Ballet Biarritz y la ópera en versión concierto Mitridate, re di ponto, que intentarán recolocar. L’Auditori cierra 15 días y desde hoy comienza a emitir sus conciertos programados en directo sin público en su nueva plataforma L’Auditori Digital.

Museos

Abiertos a un tercio

Los museos recibieron ayer la noticia de que podrán continuar abriendo sus puertas con una mezcla de alivio –los tres meses de cierre fueron muy duros y aún se resienten– y preocupación por la respuesta de visitantes que pueda producirse mientras dure el estado de alarma. La ocupación media de los museos desde que reabrieron tras el confinamiento ha bajado en torno a un 20% respecto al año anterior, por lo que la reducción del aforo del 50% a un 33% de su capacidad no supone un cambio sustancial.

Y algunos, como La Virreina Centre de la Imatge, que a diferencia del resto ha conseguido mantener buena parte de sus visitas, ya había limitado su aforo a un tercio por las dimensiones reducidas de sus salas. Entre las excepciones, la exposición Feminista tenías que ser en el Palau Robert, que está formando colas, o CaixaForum, donde algunos fines de semana se alcanzaba el límite permitido. Eso sí, suspenderán todas las actividades programadas y tendrán que resignarse a no poder celebrar la Nit de les Museus. Convocada a nivel europeo, en primavera ya sufrió un aplazamiento al 14 de noviembre y ayer se decició suspenderla definitivamente.

Colas para entrear en la exposición 'Feminista tenías que ser' en el Palau Robert
Colas para entrear en la exposición ‘Feminista tenías que ser’ en el Palau Robert (Xavi Jurio)

Música

Las salas de conciertos piden justicia

Tito Ramoneda, director del Festival de Jazz de Barcelona, señala que están trabajando ya para reubicar los conciertos afectados del festival, sobre todo “el de Brad Mehldau, que ha asegurado que tocará en Barcelona sí o sí cuando tengamos nueva fecha”. Los casi diez conciertos afectados se resituarán en diciembre y enero y excepcionalmente a comienzos de febrero. “Esta nueva decisión para el sector es un desastre, y de nuevo hay que insistir y recordar que en los espacios de cultura no ha habido ningún rebrote y se podría haber mantenido como hasta ahora la actividad cultural”.

El concierto de la cantante María José Llergo en la Sala Barts, que inauguraba el Festival de Jazz de Barcelona
El concierto de la cantante María José Llergo en la Sala Barts, que inauguraba el Festival de Jazz de Barcelona (Pere Francesch / ACN)

De hecho Fernando Simón subrayó ayer en su comparecencia diaria que no ha habido casos asociados a cines o teatros, “el sector está haciendo las cosas muy bien”, y que entiende que si alguien los cierra es por los encuentros de los espectadores antes o después de los espectáculos. “Pero tal y como estamos en España, cerrarlos no va a mejorar la transmisión sustancialmente”. Lluís Cabrera, presidente del Taller de Músics, advierte de que han tenido que cancelar conciertos del festival Ciutat Flamenco y cree que “se podría haber contemplado una excepcionalidad cultural por ser un sector esencial, es pedir coherencia y ser consecuentes con las decisiones que se toman”.

Carmen Zapata, gerente de la Asociación de Salas de Música en Vivo de Catalunya, lamenta que esta decisión afecta muy directamente a la programación en Montjuïc del ciclo Sala BCN, porque los conciertos afectados no se pueden reubicar en diciembre porque al ser al aire libre hará frío. “Ya es curioso que un ciclo que se hace al aire libre también se haya visto afectado por esta medida. Lo que sí esperamos desde la asociación de salas de música en directo catalanas es que cuando teóricamente en dos semanas se acabe el efecto de esta medida, no solo reabran cines y teatros, sino que tengan el sentido común de hacerlo también con las salas de conciertos, que ahora están cerradas. Sería una manera de rectificar un gravísimo error y una gran injusticia”.

Cine

Resignación por el tercer cierre

“Es la tercera vez que los cines tienen que cerrar este año”, lamenta Pilar Sierra, directora del Gremi d’Empresaris de Cinemes de Catalunya. El sector, golpeado duramente por la crisis sanitaria, no se esperaba para nada estas nuevas medidas, que llegan 15 días después de las restricciones del toque de queda. Pero el gremio no tiene más remedio que asumir con “resignación” que los cines bajen de nuevo la persiana. “La consellera de Cultura nos ha dicho que la situación está descontrolada y que la única manera de reducir la movilidad es cerrando los locales de concurrencia pública”, asegura, e insiste en que los cines “son lugares seguros, donde hemos aplicado un protocolo muy estricto”.

La exhibición cinematográfica no levanta cabeza por culpa de la pandemia, que ha dejado sin estrenos potentes este 2020: “Estábamos un 70% por debajo del año pasado, ahora se agravará mucho más. La situación es realmente preocupante porque muchos trabajadores volverán al Erte. No se nos olvida que estamos en una pandemia, pero está siendo todo mucho más complicado de lo que pensábamos”. La Generalitat les ha avisado que el cierre de los cines será “entre 15 días y un mes” y podrán volver a abrir cuando la tasa de reproducción del coronavirus se sitúe en 0,9. Actualmente está en 1,34. “Quiero ser positiva y pensar que podremos abrir en 15 días”, dice Sierra. Tras el anuncio de ayer, el Asian Film Festival Barcelona aplazó el festival en su formato presencial, manteniendo su apartado online en Filmin y el Most Festival comunicó que posponía su décima edición a junio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *